Psicología
January 9, 2023

¿Cómo sé si yo o alguien cercano a mí tiene ansiedad?

La ansiedad surge cuando nos sentimos en “peligro” o lo que estamos viviendo nos resulta demasiado amenazante. Aunque es algo que todas las personas podemos llegar a sentir, cuando ésta se presenta de manera recurrente e incontrolable siempre es importante identificar qué la está provocando y brindarte recursos para poder lidiar con ella.

Paola Oliver
¿Cómo sé si yo o alguien cercano a mí tiene ansiedad?

Vivir con ansiedad o vivir con una persona con ansiedad no tiene que ser una tortura ni una locura. Es importante poder identificar primero si lo que sienten es ansiedad y el nivel de ésta, para poder conseguir la ayuda  específica. 

La ansiedad se expresa en las personas de muchas maneras, cada quien la vive de maneras diferentes y hay síntomas que paralizan más a la persona en  el día a día que otros. Hoy te quiero compartir algunos rasgos de las personas con ansiedad para que logres identificar si tú o alguien cercano a ti pudiera tener. 

Lo más importante es que si te identificas con algunas de las características sepas que todas las personas en algún momento hemos sentido ansiedad y que es normal. La ansiedad  surge cuando nos sentimos en “peligro” o lo que estamos viviendo nos resulta demasiado amenazante. Aunque es algo que todas las personas podemos llegar a sentir, cuando ésta se presenta de manera recurrente e incontrolable siempre es importante identificar, con ayuda de tu psicóloga de PLENNA, qué la está provocando y brindarte recursos para poder lidiar con ella, o cómo poder ayudar a la persona cercana a tranquilizarse. 

Tomando en cuenta que Díaz (1990, en Espada, 1995) define la ansiedad como una respuesta conductual, cognitiva y fisiológica, que se caracteriza por un estado de alerta ante una señal de peligro. Algunos de los síntomas de las personas con ansiedad son: 

  • Sensación de tensión y aprensión, preocupación extrema o desproporcionada  por eventos o cuestiones cotidianas. Piensan mucho en el futuro y se imaginan que sucederá en el peor escenario posible. 
  • El punto anterior puede llevar a la dificultad de concentración en tareas cotidianas; por tanto, buscan constantemente planear todo, para lograr tener “control” sobre lo que sucederá. 
  • Alto grado de activación en el SNA (Sistema Nervioso Autónomo): palpitaciones, sudoración excesiva, temblores, llantos incontrolables, movimientos repetitivos. 
  • Así como la parte física los lleva al extremo, otras situaciones como sus emociones  o situaciones como comprar, comer, ver tv… también. Son personas que buscan estar ocupadas constantemente.  
  • Dificultad para conciliar el sueño o tener un descanso reparador: a veces puede ser insomnio o despertares intermitentes por la noche y madrugada.  Esto puede suceder porque son personas que “sobre analizan” entonces , “no pueden dejar de pensar” ni en la noche. 
  • Dado que la ansiedad implica que a nivel fisiológico los músculos se tensan y necesitan mucha energía , pueden experimentar constante cansancio, aunque no hayan hecho nada de ejercicio. 
  • Ideas desagradables, temores anticipados, preocupaciones injustificadas. Esto puede hacer que sean personas más irritables y busquen que todo esté “perfecto”; hay mucha exigencia con hacía ellxs y hacia su entorno, 
  • En ocasiones las situaciones amenazantes pueden estar relacionadas con cosas específicas, por ejemplo, situaciones sociales o miedos irracionales (fobias)
  • Cuando la ansiedad ya se vuelve más incontrolable, pueden surgir ataques de pánico. Durante estos episodios surgen algunos síntomas como: ritmo cardíaco acelerado, sudoración, temblores, falta de aire, dolor de pecho y náuseas. 

Entonces … ¿qué sigue? 

Cabe mencionar que el tener ansiedad o vivir con ansiedad no debe de ser una etiqueta que te defina o defina a cualquier ser humano. El primer paso es identificarla, así como ver cómo ésta se va manifestando en nuestra vida y cómo nos afecta; ya que quien la padece puede tener importantes limitaciones en sus actividades cotidianas y/o un intenso malestar. 

No te automediques ni intentes ser una superheroína, ni contigo ni con lxs demás, para eso están las profesionales. Acércate a las psicólogas de Plenna y ellas podrán orientarte a ti o a la persona cercana a ti para que mejoren su relación con la ansiedad; para que logres controlar tú a la ansiedad y no la ansiedad a ti. 

Otros títulos que puede interesarte:

Alimentación emocional: ¿por qué me como mis emociones?

El diálogo interno femenino

¿Qué pasa en mi primera sesión de psicoterapia?

REFERENCIAS: 

Gidron, Y. (2013). Trait anxiety. Encyclopedia of behavioral medicine. Recuperado de https://link.springer.com/referenceworkentry/10.1007%2F978-1-4419-1005-9_1539

Julson, E. (2018). 11 Signs and Symptoms of Anxiety Disorders. Recuperado de https://www.healthline.com/nutrition/anxiety-disorder-symptoms

Espada, F. (1995). Estudio de perfiles diferenciales de ansiedad a través del I.S.R.A. (Tesis doctoral). Universidad Complutense de Madrid. Recuperado de https://eprints.ucm.es/id/eprint/3004/1/T20238.pdf