Embarazo
May 18, 2022

Tu salud durante el embarazo

El embarazo idealmente debe de ser planeado, de esa manera las mujeres deberán procurar tener la mejor condición de salud para iniciar esta etapa tan importante.

Lic. Beatriz Rangel Escritor
Tu salud durante el embarazo

El embarazo idealmente debe de ser planeado, de esa manera las mujeres deberán procurar tener la mejor condición de salud para iniciar esta etapa tan importante.

Si la mujer presenta enfermedades antes de embarazarse (diabetes mellitus, hipertensión, sobrepeso, obesidad etc.), debe de procurar mejorar su condición o contar con un buen control varios meses antes de embarazarse, de esa manera el riesgo disminuye. Una mujer con diabetesmal controlada puede presentar aun mayor descontrol en el embarazo y riesgo de aborto, parto prematuro, parto distócico, cesáreas, entre otros1; en tanto que una mujer con presión arterial crónica es más factible que desarrolle malformaciones congénitas o preeclampsia2.

Si la futura mamá presenta bajo peso, lo recomendable será aumentarlo yevitar el riesgo de un hijo con bajo peso al nacer y si por el contrario su peso es excesivo, es conveniente perderlo y evitar el riesgo de desarrollar diabetes gestacional o un bebé grande para la edad gestacional. Por supuesto el embarazo requiere eliminar el hábito de cigarro y consumo de drogas, así como el consumo de alcohol; todo ello impacta negativamente en el feto.

Las mujeres siempre se preguntan cuánto peso deben de aumentar en el embarazo, y en realidad ello dependerá del peso con el que inicien su embarazo, a lo que le llama peso pre-gestacional. Para poder calcularlo, deben de calcular su índice de masa corporal y compararlo con lo que se presenta en la siguiente tabla:

En México, según la Encuesta de Salud y Nutrición (ENSANUT 2018)3, las enfermedades crónicas en mujeres de 20-39 años, se reportaron en un 2%para diagnóstico de diabetes, 6.8% para hipertensión, 36.6% sobrepeso y 32.6% obesidad; en tanto que el 35.5% de las mujeres embarazadas presentaron anemia. Como se puede observar, un alto porcentaje de mujeres ya tiene una condición de salud que convendría fuera atendida antes de decidir embarazarse.

Por otro lado, también es riesgoso que el embarazo ocurra en adolescentes; se incrementa el riesgo de aumento en la presión arterial, preeclampsia, anemia, bajo peso del bebé, prematurez y dificultad para que nazca el bebé por una desproporción entre la cabeza del bebé y la pelvis materna4.

Uno de los puntos más relevantes es la alimentación de la embarazada y promover actividad física también. Las embarazadas deben de recibir orientación para lograr llevar un alimentación saludable y evitar aumentar peso en exceso y favorecer un embarazo exitoso.

En esta etapa la mujer requiere mayor cantidad de energía para asegurar una buena alimentación para ella y el feto y llevar una dieta correcta. Una dieta bien planeada puede lograr cubrir la mayoría de los nutrimentos, pero algunos requieren ser suplementados.

El consumo de ácido fólico debería de iniciarse 3 meses antes de la concepción (400mcg) para disminuir los defectos del tubo neural, así como consumir 30-60mg de hierro elemental diariamente para evitar la anemia. Sin embargo, también es muy importante el consumo de calcio, ácidos grasos omega 3, vitamina D, entre otros y cubrir la mayor demanda que se tiene en esta etapa.

Más títulos que te pueden interesar:

¿Cómo puedo congelar mis óvulos?
La etapa retadora del postparto
Estoy embarazada ¿Ahora qué?