Vida sexual
July 11, 2024

¡Salud sexual para todes!

La salud sexual va más allá de usar condón en tus relaciones para evitar embarazos no deseados y/o infecciones de transmisión sexual. La sexualidad es un concepto complejo y cambiante para las personas, pero todxs debemos cuidar nuestra salud sexual.

Dra. María José Díaz
¡Salud sexual para todes!

El 4 de septiembre se celebra el día mundial de la salud sexual. La salud sexual abarca muchos aspectos y la definimos como un estado de bienestar físico, social, emocional y mental relacionado con la sexualidad.

Si bien la salud sexual se refiere a evitar infecciones de este tipo de transmisión como la clamidia, gonorrea, VIH, sífilis, etc.; va mucho más allá de esto. El tener una buena salud sexual incluye poder tener placer de muchas formas, sea solx o acompañadx, y a comprender las diferencias entre cada persona para disfrutar de su sexualidad, ya que es distinto para cada quien. 

Debido a esta complejidad de la sexualidad, se ha logrado crear un modelo en la última década que explique los componentes de esta, clasificandolos en orientación sexual, identidad de género, expresión de género y sexo biológico. 

Te explicaremos un poco de cada una:

  1. Orientación sexual: se refiere a la atracción física y/o emocional (romántica) hacia otra persona y esta puede ser
  • Heterosexual: se refiere a la atracción hacia el otro sexo biológico. 
  • Homosexual: es aquella atracción hacia el mismo sexo. Aquí vale la pena mencionar que en ocasiones las personas tienen comportamientos homosexuales pero no se conciben a sí mismxs como tales, ya que lo consideran una exploración. 
  • Bisexual: se refiere a la atracción hacia ambos sexos. Sin embargo, es común que las personas bisexuales tengan más atracción hacia un sexo en algún momento de su vida, aunque eso no demerita su atracción hacia el otro. También es un término un poco complejo ya que reduce la atracción a los dos sexos biológicos sin tomar en cuenta las distintas variaciones y matices del espectro de género. 
  • Pansexual: es la atracción a todo tipo de persona independientemente de su identidad de género. Se considera un término más abierto e inclusivo que bisexual ya que abarca a personas que no caen en la binariedad (hombre, mujer) de género. 
  • Demisexual: es la atracción a personas con las que se haya establecido un vínculo afectivo previo, ya sea independientemente de las características sexuales o no. 
  • Autosexual: estas personas se sienten atraídas sexualmente a sí mismas. Esto no necesariamente significa que no les atraigan otras identidades de género ni tiene que ver con rasgos narcisistas. 
  • Asexual: es la falta de atracción sexual hacia otras personas, pero no significa el rechazo total a las relaciones o sus dinámicas. Hay personas asexuales que sienten atracción romántica, intelectual, etc. 

Sin embargo, recuerda que estas son solo etiquetas para facilitar la asimilación o comunicación de nuestras preferencias, pero no son términos inquebrantables o inamovibles. La sexualidad y atracción es un espectro amplio y algunas personas prefieren no ocupar ciertas etiquetas para evitar ser catalogadas o usan otros términos.  

  1. Sexo biológico: es la característica determinada por los órganos sexuales y los cromosomas de las personas. La mayoría de las personas presentan cromosomas XY (asociado con órganos sexuales masculinos) y XX (asociado con órganos sexuales femeninos). Sin embargo, pueden ocurrir diferentes combinaciones de cromosomas, hormonas y partes del cuerpo. Cuando esto sucede, se considera que la persona es intersexual. 
  2. Identidad de género: aunque el sexo esté determinado genéticamente, eso no determina que te identifiques con ese mismo y no tiene que ver con la orientación sexual. La identidad de género es una construcción individual y se refiere a cómo te sientes, cómo expresas tu género a través de tu manera de vestir, de comportarte y de presentarte.
  3. Expresión de género: Esta se basa en la actitud, comportamientos, apariencia, entre otros aspectos propios de cada persona que permitirán afirmar su identidad de género.

Ahora que sabemos un poquito más de la gran complejidad que implica la sexualidad y por ende su salud, hay que recordar que independientemente de los componentes de la sexualidad, si tu cuerpo es fisiológicamente el de una persona con cromosomas XX y tienes menstruaciones y genitales externos femeninos, debes acudir anualmente a tus consultas ginecológicas

Otros títulos que pueden interesarte:

Salud sexual en relaciones sexuales entre mujeres

¿Cómo puedo cuidarme contra una Infección de Transmisión Sexual (ITS)?

Quiero vivir mi vida sexual responsablemente. ¿Qué opciones tengo?

Referencias: 

https://www.who.int/health-topics/sexual-health#tab=tab_1

No enabled locales found.