Nutrición
August 2, 2023

Fiestas decembrinas para futuras mamás: qué comer y qué evitar

Ya se acercan las fiestas decembrinas y es motivo de celebración pero también puede preocuparte qué puedes y no comer en estas cenas. ¿Las carnes frías son seguras? ¿Puedo comer de todo? Descúbrelo en nuestro blog!

Andrea Torres
Fiestas decembrinas para futuras mamás: qué comer y qué evitar

Las fiestas en está época del año normalmente implican la convivencia social: ya sea familiar, con amigxs o compañerxs de trabajo, y con ello viene el disfrute de distintos platillos. 

Si te toca disfrutar de estas festividades durante el embarazo, probablemente tengas algunas dudas sobre qué sí y qué no puedes comer, por eso hoy te quiero compartir algunas recomendaciones para que lleves a cabo en estas fechas. Para información más personalizada, ¡agenda una cita con nuestras nutriólogas!

En la cena de mi trabajo pondrán tabla de quesos y carnes frías al centro para compartir ¿Puedo comerlo? 

Respuesta corta: Sí, pero recuerda que siempre es importante tomar en cuenta tu contexto, por lo que si has presentado recurrentemente retención de líquidos e hinchazón en los pies y piernas, te recomendaría cuidar su consumo pues los embutidos por naturaleza son alimentos con alto contenido de sodio. Esto no quiere decir que no puedas disfrutar de la tabla, pero sí será importante moderar la cantidad y sobre todo no olvidar mantenerte muy bien hidratada con agua. 

¿Puedo cenar pavo o pierna?

Sin duda podrás disfrutar de estos platillos, regresando siempre a la recomendación según nuestro contexto. Es importante que tengas en cuenta que, si tienes antecedentes o durante tu embarazo frecuentemente has presentado síntomas como acidez, colitis o gastritis, será bueno mediar la cantidad, sobre todo si la preparación incluye salsas muy condimentadas. En general ambas opciones tienen buen aporte de proteína, no olvides acompañar con vegetales en la presentación que más disfrutes 

El postre de la cena siempre son buñuelos ¿puedo comerlos?

No solamente buñuelos, en general puedes disfrutar de la hora del postre! Lo que debes tomar en cuenta es que los azúcares son estimulantes por lo que tus niveles de glucosa pueden elevarse más de lo normal, así como los movimientos en tu vientre que estarán más activos. 

El secreto para disfrutar está en las cantidades. Recuerda que tienes permiso incondicional para comer. Tomando en cuenta esta frase, eso quiere decir que puedes servirte una porción de postre para disfrutar, y en el transcurso del día o al día siguiente poder disfrutar de otra variedad para así evitar grandes cantidades en un solo momento. 

Como recomendaciones generales, quiero recordarte e invitarte a que no te enfoques sólo en lo que “no debes” o “no puedes comer” sino que en estas fechas pongas atención a tomar agua, hábito que a veces se puede olvidar, o integrar suficientes verduras en cada tiempo de comida. En eso también debería enfocarse tu atención, aunque lo más importante siempre será disfrutar del tiempo que pasamos con las personas que queremos. 

Puedes iniciar tus días 2-3 veces a la semana con jugo verde para asegurar un buen consumo de verduras, así como en tus comidas y cenas acompañar con una ensalada o verduras asadas de tu preferencia. Si te es posible, no olvides mantenerte activa. 

Por último, disfruta de estas fiestas decembrinas, déjate consentir por tu familia y seres queridos, aprovecha esta etapa de preparación para la llegada de tu bebé. 

Si tienes dudas o quieres un seguimiento cercano durante tu embarazo, agenda una consulta de nutrición con nosotras. 

Otros títulos que pueden interesarte:

Diabetes gestacional: cómo controlar la diabetes en el embarazo?

Enero, ¿amigo o enemigo para los propósitos de año nuevo?

Cómo mejorar tu relación de más largo plazo: la que tienes con tu cuerpo